No quiero que me ames

No quiero que me ames, sino lo sientes.
Prefiero que aunque estés ausente
me recuerdes cuando sonríes en algún lugar.

No quiero que me ames, sino lo quieres.
Prefiero que cuando sientas la brisa del mar,
cuando juegues con la arena, recuerdes el color,
el color de mi piel morena.

No quiero que me ames, sino me piensas.
Prefiero que solo te des cuenta,
si acaso en tu vida me puedes ver.

No quiero que me ames, eres libre,
tu libertad me enamora cada día más,
prefiero que seas tú, tú como la aurora
tu hermosura es sin igual.

No quiero que me ames, estas confundida,
te amas a ti misma, no necesitas de mi,
pero si a la par quisieras compartir,
te invito un café e imaginemos un jardín,
un jardín repleto de primavera, luz pasajera,
que brille en tus ojos y puedas sentir,
si acaso puedo ser parte de ti.

V. M. G. N.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *